Las Redes Sociales, no son un juego

Las Redes Sociales, no son un juego.

Este mes de Agosto’18 el Centro Criptólogico Nacional ha vuelto a publicar una guía con 43 páginas, en las cuales se abordan recomendaciones para cuidar nuestra seguridad en las redes sociales. Recomendamos su lectura.

Para que usamos las Redes Sociales:
– Enviamos mensajes a nuestros contactos.
– Revisamos la actividad de nuestros “amigos”.
– Visualizamos videos y escuchamos música.
– Chateamos.
– Publicamos contenidos, como videos, noticias, fotos y música.

Mal uso de las Redes Sociales:
– Ingeniería social: Acciones que nos incitan a acceder a determinados contenidos, a realizar determinadas acciones.
– El Robo de identidad.
– Ciberacoso y Ciberbullying.
– Detrimento de la reputación.
– Publicidad dañosa y engañosa.
– Conductas criminales en el mundo físico, obtención de información.
– Distribución de software malicioso.

Nuestras 10 recomendaciones:
1. Presta atención a cómo defines tú perfil, será tú carta de presentación en el ciberespacio. Minimiza la información publicada, datos personales, profesión, estudios, gustos,…
2. Antes de publicar, reflexiona. El 22% de las empresas observan y analizan las redes sociales en sus procesos de selección.
3. No publiques contenidos sobre tu vida personal o la de terceros: DNI, S.S., Matrículas, direcciones, teléfonos,…
4. No hagas “clic” en contenidos sobre los que no se tengas claro su origen. No caigas en la tentación de sumergirse en lo atractivo y desconocido.
5. Utiliza contraseñas “Fuertes”, es esencial para la protección de tus perfiles.
6. La NO desactivación de la geolocalización de tus perfiles, permitirá que los demás tengan un mapa de tus movimientos en la vida real. Desactívala.
7. Comprueba la configuración de privacidad tanto en tú perfil, como la de tus contenidos. Se comedido a la hora de compartir tú vida. Recuerda que lo que publiques ya nunca volverá a ser exclusivamente tuyo.
8. No publiques información privada de otras personas sin su consentimiento, y evita etiquetar sin el permiso explícito del afectado.
9. No aceptes todas las solicitudes de amistad. Dedícate tiempo a analizar todas tus solicitudes, cuida y protege tus relaciones en la Red.
10. No utilices tú perfil en las Redes Sociales como inicio en otras aplicaciones.